Abogados especialistas en herencias abintestato o herencia sin testamento

Herencia sin testamento

Herencias con testamento y sin testamento, en España y en el extranjero. Legitimas
Abogados especialistas en herencias abintestato o herencia sin testamento. Reclamación, partición, impugnacion de herencias sin testamento.

¿Cree tiene derechos sobre una herencia sobre la que no existe testamento?
¿Desea saber cuando en la sucesión abintestato tiene que ir a notario y cuando ha de hacerse en sede judicial?
¿Desea saber como se procede en la gestión de las herencias sin testamento?
¿Desea saber cual es el orden sucesorio en las herencias abintestato o sin testamento?

Abogados especialistas en herencias abintestato o herencia sin testamento
Una de las consecuencias más importantes de que no medie testamento tras el fallecimiento de una persona, resulta ser que los familiares que se sepan beneficiarios de sus bienes han de firmar una declaración de herederos.

Se denomina declaración de herederos abintestato al proceso para solicitar una herencia, por parte de aquellos que se consideran beneficiarios de los bienes de esa persona que nos deja y que no hizo testamento o en el supuesto de que el que tenía fuese declarado nulo. Este proceso deberá hacerse ante notario o en juzgados, dependiendo dicho item de quienes sean los herederos.

Para los procesos de sucesión sin herencia, se ha de tener en cuenta el orden de sucesión hereditaria. En este caso, si la persona fallecida tenía descendencia, hijos o nietos serán los beneficiarios.

En en caso de que no existan hijos, los padres o abuelos tendrán derecho a los bienes. Y si tampoco hubiesen sobrevivido, el cónyuge será el heredero. La orden de sucesión hereditaria continúa en caso de que estos grupos no existan, quedando los bienes para hermanos o sobrinos. No obstante, el proceso de declaración de herederos será más laborioso ya que tendrá que pasar por los juzgados.

Cuando la persona que nos deja tenga hijos, nietos, padres, abuelos o cónyuge,el proceso para la declaración de herederos será en notaría. Este caso es más sencillo, ya que no hay que pasar por un juzgado. El trámite tendrá que ser realizado en una notaría de la localidad donde vivía el fallecido y tendrá que asistir un interesado (persona con derecho a herencia por ley), sin tener que acudir todos los posibles herederos. Junto a esta persona, tendrán que presentarse dos testigos y será necesario presentar el DNI de la persona fallecida, el certificado de defunción y el libro de familia.

El abogado que lleve el caso presentará en notaría el acta de herederos en unos 20 días hábiles. Se tendrá que pagar por dicho acta unas tasas.

En el otro extremo existe la declaración de herederos por juzgado, que se trata de un proceso mucho más complejo, que sólo será preciso si no quedan ascendientes, descendientes o cónyuge. Es pues el procedimiento más frecuente para cuando solo queden como herederos hermanos y sobrinos. En este supuesto debe mediar participación de abogado en casi todos los casos, a menos que la herencia sea inferior a 2.404,05 euros y es imprescindible el concurso de un procurador en el procedimiento.

El abogado será quien se encargue de informar de todos los trámites. Se presenta el certificado de empadronamiento del fallecido, el de defunción, el del Registro General de Actos de Última Voluntad y las certificaciones del Registro Civil y además, serán necesarios dos testigos para certificar quiénes fueron familiares del fallecido.

A partir de aquí se inicia trámite en el Juzgado de Instrucción, que en función de su carga puede dilatarse en el tiempo. Precisamente se señala por esto que la mayor dilación en el tiempo es una más de las desventajas de la sucesión abintestato frente a la sucesión testada.

El orden de llamamiento a la sucesión abintestato es:


1º. Por línea recta descendente: los hijos y sus descendientes suceden a sus padres y demás ascendientes sin distinción de sexo, edad o filiación. Los hijos del difunto le heredarán siempre por su derecho propio, dividiendo la herencia en partes iguales.

Los nietos y demás descendientes heredarán por derecho de representación y si alguno hubiese fallecido dejando varios herederos, la porción que le corresponda se dividirá entre éstos por partes iguales.

Si quedaren hijos y descendientes de otros hijos que hubiesen fallecido, los primeros heredarán por derecho propio y los segundos por derecho de representación.

2º. A falta de hijos y descendientes del difunto le heredarán sus ascendientes. El padre y la madre heredarán por partes iguales y en el caso de que sobreviva uno solo de los padres, éste sucederá al hijo en toda su herencia.

A falta de padre y de madre sucederán los ascendientes más próximos en grado. Si hubiere varios ascendientes de igual grado pertenecientes a la misma línea, dividirán la herencia por cabezas, y si los ascendientes fueren de líneas diferentes pero de igual grado, la mitad corresponderá a los ascendientes paternos y la otra mitad a los maternos. En cada línea de división se hará por cabezas.

3º. Sucesión del cónyuge y de los colaterales. A falta de las personas que proceden, heredarán el cónyuge y los parientes colaterales por el siguiente orden:

- En defecto de ascendientes y descendientes, y antes que los colaterales, sucederá en todos los bienes del difunto el cónyuge sobreviviente, salvo que el cónyuge estuviere separado judicialmente o de hecho.
- Los hermanos e hijos de hermanos suceden con preferencia a los demás colaterales.
- Si no existieran más que hermanos de doble vínculo, éstos heredarán por partes iguales.
- Si concurrieren hermanos con sobrinos, hijos de hermanos de doble vínculo, los primeros heredarán por cabezas y los segundos por estirpes.
- Si concurrieren hermanos de padre y madre con medio hermanos, aquellos tomarán doble porción que éstos en la herencia.
- En el caso de no existir sino medio hermanos, unos por parte de padre y otros por la de madre, heredarán todos por partes iguales, sin ninguna distinción de bienes.
- Los hijos de los medio hermanos sucederán por cabezas o por estirpes, según las reglas establecidas para los hermanos de doble vínculo.
- No habiendo cónyuge supérstite, ni hermanos ni hijos de hermanos, sucederán en la herencia del difunto los demás parientes del mismo en línea colateral hasta el cuarto grado, más allá del cual no se extiende el derecho a heredar abintestato. La sucesión de estos colaterales se verificará sin distinción de líneas ni preferencia entre ellos por razón de doble vínculo.

4º. El Estado. A falta de personas que tengan derecho a heredar, heredará el Estado, quien asignará una tercera parte de la herencia a Instituciones municipales del domicilio del difunto, de Beneficencia, instrucción, acción social o profesionales, sean de carácter público o privado, y otra tercera parte a Instituciones provinciales de los mismos caracteres, de la provincia del finado, prefiriendo, tanto entre unas como en otras aquellas a las que el causante haya pertenecido por su profesión y haya consagrado su máxima actividad aunque sean de carácter general.

La otra tercera parte se destinará a la Caja de Amortización de la Deuda Pública, salvo que por la naturaleza de los bienes heredados, el Consejo de Ministros acuerde darles, total o parcialmente otra aplicación.

Te ayudamos a defender tus derechos
Rellena nuestro formulario. Primera opinión gratuita
consulta
CONSÚLTANOS SIN COMPROMISO
"Primera opinión gratuita"
o Llámanos al
  • Recibe el mejor asesoramiento de especialistas.
  • Servicio sin compromiso.
  • ¡Rápido y seguro!
  • Siempre cerca de usted.
Su equipo de abogados especialistas en herencias
Abogados especialistas en herencias abintestato o herencia sin testamento
Abogados especialistas en herencias abintestato o herencia sin testamento
Abogados especialistas en herencias abintestato o herencia sin testamento
Abogados especialistas en herencias abintestato o herencia sin testamento
¿Eres un profesional especialista en la materia?
Encantados de conocerte. Contacta con nosotros.

[email protected]


Sede: Calle gran via 59,
piso 10 DCH 5 28013 Madrid


Llámenos 24x7 días
900 52 52 92

LEGALIK

@ Legalik. 2018 Un servicio de Legalik Central de Servicios Jurídicos SLP