Prueba e informe pericial

Informe pericial penal

Abogados penalistas expertos en Derecho Penal. Defensa. Acusación particular. Asistencia a detenidos en comisaría o Juzgados. Juicios
Abogados penalistas especialistas en prueba e informe pericial. Prueba e informe pericial
Informe concluyente penal

Peritos especialistas en pruebas periciales penales.
Periciales penales psiquiatria, valoración de daño corporal. Informes Periciales penales médicos
Informes periciales penales dactiloscópicos. Periciales penales de balística
Informes periciales penales. Eximentes. Atenuantes. Agravantes
Los peritos en el proceso penal. Objeto de la diligencia pericial
Clases de informes y exámenes periciales en el orden penal

Prueba e informe pericial
Abogados penalistas especialistas en prueba e informe pericial. El informe pericial se encuentra regulado dentro del Libro II de la Ley de Enjuiciamiento Criminal en el Título V, "De la comprobación del delito y averiguación del delincuente" dentro del Capítulo VII en los artículos 456 a 485.

El informe pericial es un medio de investigación y también un medio de prueba consistente en la declaración realizada por un experto de una materia concreta, que se acordará para comprender adecuadamente algún hecho o circunstancia importante en el sumario, cuando fuesen necesarios o convenientes conocimientos científicos o artísticos (artículo 456).

Informes periciales para asuntos penales


Podemos hacer la siguiente clasificación de los exámenes e informes periciales en el orden penal:

a) Informes periciales y exámenes biológicos y médicos (análisis psiquiátricos, autopsias, análisis de lesiones, análisis de sangre, semen u otros restos biológicos)

b) Informes periciales y exámenes dactiloscópicos, consistentes en la búsqueda y contraste de huellas dactilares.

c) Informes periciales y exámenes de balística (análisis de armas de fuego, proyectiles y casquillos hallados en la escena del presunto crimen, detección de resto de pólvora o de sustancias explosivas o análisis especializado en lesiones ocasionadas en las víctimas por armas de fuego)

d) Informes periciales y exámenes contables, de particular importancia en todos los delitos de índole económica

e) Informess periciales relativos a Exámenes físicos o químicos, de especial relevancia en delitos cometidos mediante fractura como robos con fuerza

B) Atendiendo a la cualificación del perito

- Informes periciales y peritos titulares

Serán aquellos que desarrollen expertos de una materia concreta que tengan un título oficial de una ciencia o arte cuyo ejercicio esté reglamentado por la Administración.

Dada dicha acreditación, que aporta una mayor garantía de objetividad al proceso, los órganos judiciales elegirán preferentemente a peritos titulares.

Igualmente, para el caso de peritos nombrados a instancia de parte, los peritos deberán ser titulares, a no ser que no los hubiere de esta clase en el partido o demarcación, en cuyo caso podrán ser nombrados sin título.

- Informes periciales y peritos no titulares

Son expertos que, pese a no contar con ningún título oficial acreditativo de sus conocimientos, pueden aportarlos al proceso penal, dada su práctica y experiencia o práctica en una ciencia o arte muy concretos.

Como regla general y salvo para ciertos procesos con especialidades (procedimiento abreviado) o en el caso en que no hubiese más de uno en el lugar y no fuere posible esperar la llegada de otro sin graves inconvenientes para el curso del sumario el reconocimiento pericial se hará por dos peritos.

En lo que se refiere al nombramiento de los peritos penales para el caso de peritos oficiales se seguirán las siguientes normas:

1. Incompatibilidades relativas a los peritos penales


De entrada, y sin perjuicio de que posteriormente puedan ser recusados, no podrán prestar informe pericial acerca del delito:

a) El propio ofendido

b) Los parientes del procesado en líneas directa ascendente y descendente, su cónyuge o persona unida por relación de hecho análoga a la matrimonial, sus hermanos consanguíneos o uterinos y los colaterales consanguíneos hasta el segundo grado civil.

c) El Abogado del procesado respecto a los hechos que éste le hubiese confiado en su calidad de defensor.

d) Los traductores e intérpretes de las conversaciones y comunicaciones entre el imputado, procesado o acusado y su abogado con relación a los hechos a que estuviera referida a su interpretación o traducción.

El perito que, hallándose en alguna de las circunstancias anteriores preste sus servicios en el proceso penal sin comunicar tal situación de incompatibilidad al Juez competente, será sancionado con multa de 200 a 5.000 euros, salvo que tenga responsabilidad criminal, para no vulnerar el principio penal de "non bis idem" (no ser el mismo sujeto castigado doblemente por los mismos hechos)

2. Nombramiento de los peritos para asuntos penales.


Los peritos podrán ser nombrados judicialmente por auto de entre la lista de peritos oficiales inscritos para aportar sus servicios al Ministerio de Justicia, o bien a instancia de parte y a costa de ésta, especialmente cuando el informe o reconocimiento pericial no pueda reproducirse como prueba en la fase del juicio oral

Para el caso de que sean las partes quienes designen a sus peritos, manifestarán al Juez, antes del inicio de la diligencia de reconocimiento pericial, el nombre del perito, y ofrecerán, al hacer esta manifestación, los comprobantes de tener la cualidad de tal perito la persona designada. El Juez resolverá en el acto sobre la admisibilidad del perito de forma semejante a su recusación que analizaremos posteriormente y en su caso los nombrará por auto.

3. Citación de los peritos en el proceso penal


Se comunicará a los peritos su nombramiento mediante oficio, que será entregado a través de lo miembros de auxilio judicial con el formato de un atestado y no de cédula de notificación. En caso de urgencia, la comunicación también podrá realizarse verbalmente, haciéndose constar ello en los autos.

4. Notificación a las partes del proceso penal


Una vez finalizado nombramiento de peritos, el Letrado de la Administración de Justicia lo notificará inmediatamente al Ministerio Fiscal, al actor particular, si lo hubiere, y al procesado, si estuviere a disposición del Juez o se encontrare en el mismo lugar de la instrucción, o a su representante si lo tuviere.

5. Posibilidad de recusación de los peritos designados para el proceso penal


Esta facultad sólo podrá darse a lo largo de la fase de instrucción cuando el reconocimiento e informe periciales no pudieren tener lugar de nuevo en el juicio oral posteriormente. Para poder darse la recusación ha de darse alguna de las siguientes circunstancias en el perito nombrado:

a) Parentesco de consanguinidad o de afinidad dentro del cuarto grado con el querellante o con el reo.
b) El interés directo o indirecto en la causa o en otra semejante.
c) Amistad íntima o la enemistad manifiesta con las partes.

La recusación se hará por escrito sin necesidad de procurador, siempre antes de iniciarse la diligencia pericial. El escrito de recusación deberá tener como contenido obligatorio la causa de la recusación y una enumeración de las pruebas testificales o documentales que acrediten dicha causa de recusación, las cuales se presentarán acompañando al escrito.

La recusación se resolverá en el acto tras practicarse las pruebas mencionadas. La resolución sobre la recusación pericial podrá ser estimatoria, en cuyo aso se suspenderá el acto pericial por el tiempo estrictamente necesario para nombrar un nuevo perito o bien desestimatoria, procediéndose entonces
como si no se hubiese usado de la facultad de recusar.

6. Asistirán a la práctica de la diligencia de reconocimiento e informe pericial:


-Potestativamente, para el caso de que el reconocimiento pericial no pueda reproducirse en la fase del juicio oral el querellante, con su representación, y el procesado con la suya aún cuando estuviere preso, en cuyo caso adoptará el Juez las precauciones oportunas.

- El Juez instructor que presidirá el acto o, en virtud de su delegación, el Juez municipal o un funcionario de la Policía Judicial en el caso del artículo 353 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (autopsias) en un funcionario de Policía judicial.

-El Letrado de la Administración de Justicia que actúe en la causa.

Diligencia de peritaje penal


El desarrollo de la diligencia del peritaje consta de las siguientes fases:

1. Juramento del perito en el proceso penal


Tanto los peritos como los designados a instancia de parte, prestarán juramento, de proceder bien y fielmente en sus operaciones, y de no proponerse otro fin más que el de descubrir y declarar la verdad.

2. El Juez manifestará clara y determinadamente a los peritos penales el objeto de su informe.



3. Reconocimiento pericial penal


Supone una primera toma de contacto con los hechos a analizar por los peritos.

Si durante esta fase de análisis o reconocimiento los peritos necesitaren descanso, el Juez o el funcionario que le represente podrá concederles para ello el tiempo necesario o bien suspender la diligencia hasta otra hora u otro día, cuando lo exigiere su naturaleza, evitando siempre cualquier tipo de alteración o manipulación en la diligencia.

El Juez facilitará a los peritos los medios materiales necesarios para practicar la diligencia que les encomiende, reclamándolos de la Administración pública.

Una vez finalizado el reconocimiento pericial, lo peritos podrán si lo pidieren, retirarse por el tiempo absolutamente preciso al sitio que el Juez les señale para deliberar y redactar las conclusiones posteriormente en el informe definitivo.

Llegada la diligencia a la emisión de tales conclusiones por los peritos, el Juez de oficio o a instancia de parte hacer a los peritos, cuando produzcan sus conclusiones, las preguntas que estime pertinentes y pedirles las aclaraciones necesarias, que se incorporarán posteriormente al informe pericial que se redacte.

Para el caso de que las conclusiones fueren contradictorias entre los peritos nombrados y su número fuere par, nombrará otro el Juez y se repetirá el reconocimiento pericial con la intervención del nuevo perito, pero si ello no fuere posible, el nuevo perito emitirá sus conclusiones tras una mera deliberación con el resto de los peritos antiguos.

4. Redacción del informe pericial por el Letrado de la Administración de Justicia, siendo dictado por los peritos y suscribiéndolo todos los presentes



Su contenido será el siguiente:

1.º Descripción de la persona o cosa que sea objeto del mismo, en el estado o del modo en que se halle.
2.º Relación detallada de todas las operaciones practicadas por los peritos y de su resultado, extendida y autorizada en la misma forma que la anterior.
3.º Las conclusiones que en vista de tales datos formulen los peritos, conforme a los principios y reglas de su ciencia o arte.

Tal contenido puede solicitarse que sea ampliado con la opinión de miembros de Colegios Profesiones, academias, institutos o centros oficiales de expertos en la materia de que se trate.

Como hemos afirmado, el peritaje puede constituirse tanto como medio de investigación pero también como medio de prueba (artículos 723 a 725 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal).

Para el caso de que una diligencia pericial practicada en la fase de instrucción penal pueda tomarse como medio probatorio en la fase del juicio oral, es preciso que el Juzgado reciba y ratifique el informe pericial pericial para posteriormente tenerlo en cuenta al dictar la correspondiente sentencia,

La práctica de la prueba pericial consistirá de manera muy semejante a la prueba testifical, en someter a los peritos a un interrogatorio durante la fase del juicio oral por ambas partes sobre los hechos y conclusiones puestos de manifiesto en el informe pericial ya dictado. En ocasiones puede darse incluso el careo procesal entre peritos.

Podrá volver a reproducirse la diligencia del reconocimiento pericial si fuera preciso para contestar adecuadamente al interrogatorio por parte de los peritos. La repetición se realizará preferentemente en el mismo acto y en el propio local del juicio oral, pero si ello no es posible, éste se suspenderá por el tiempo necesario, salvo que puedan continuar practicándose otras diligencias de prueba durante dicho tiempo

El equipo de abogados penalistas de ABOGAPENAL, cuenta con el apoyo, conocimiento y respaldo del equipo de peritos de CENTRAL DE PERICIALES, el equipo de peritos de Legalik Central de Servicios Jurídicos, de forma que, sea cual sea la necesidad probatoria de parte, pondremos a su disposición un equipo de profesionales de las pruebas periciales, para ayudarle a la mejor defensa penal posible de sus derechos.
Te ayudamos a defender tus derechos
Rellena nuestro formulario. Primera opinión gratuita
consulta
CONSÚLTANOS SIN COMPROMISO
"Primera opinión gratuita"
Un momento cargando formulario
o Llámanos al
  • Recibe el mejor asesoramiento de especialistas.
  • Servicio sin compromiso.
  • ¡Rápido y seguro!
  • Siempre cerca de usted.
Abogados especialistas en Derecho Penal.
Prueba e informe pericial
Prueba e informe pericial
Prueba e informe pericial
Prueba e informe pericial
¿Es un profesional especialista en la materia?
Encantados de conocerle. Contacte con nosotros.

[email protected]


@ Legalik. 2020 Un servicio de Legalik Central de Servicios Jurídicos SLP
Utilizamos cookies propias y de terceros. Si continua navegando consideramos que acepta su uso. Política de cookies. Acepta